Inicio Envianos tu relato Top relatos Nuevos relatos Buscador Contacto

Tu cuenta

Registrese gratis
Categorias

Autosatisfaccion (92)
Azotes (20)
Confesiones (47)
Control mental (60)
Cybersexo (128)
Dominacion (443)
Embarazadas (85)
Enanas (3)
Erotismo amor (26)
Exhibicionismo (168)
Famosas (3)
Fantasias eroticas (161)
Fetichismo (154)
Flechazos (31)
Gays (287)
Heterosexual (915)
Incestos (376)
Infidelidad (290)
Intercambios (193)
Jovencitos (56)
Lesbianas (194)
Maduras (171)
Masturbacion (202)
No consentido (75)
Orgias (193)
Otros (49)
Primera vez (67)
Sadomasoquismo (193)
Sexo anal (26)
Sexo oral (7)
Transexuales (172)
Voyerismo (29)
Zoofilia (258)

Paginas amigas
Ok juegos
Trucos de juegos
Bombilla
Pagar
Beneficios

Que chistes
Estrenos online
Busco porno
Agregar web

Relatos
Que fotos
Peliculas
Contactos personales
Porno busco
Emule porno
Chicas
Creidas
Juegos online
Peliculas cine
Series online
Peliculas cine

+ Añadir tu web

 
Suscríbase!
Reciba trucos gratis en su e-mail. Indique su e-mail y presione suscribirme.




Categoría: Orgias
Valor de este relato: 4.17
Enviado por:


Valora este relato erotico


Muy bueno

Bueno

Medio

Malo

Muy malo

Tres jovenes compañeros de tabajo follan a mi mujer.
Al principio Margaret no acepta la propuesta de ser follada por los tres jovenes, al poco rato de ser forzada a hacerlo comienza a gozar como una veradadera zorra, la follamos entre los cuatro
Ese fue el comienzo, lo seguimos haciendo con otros por mucho tiempo
Quiero compartir con vosotros este relato por consideralo interesante y excitante, que a pesar de que sucedio ya hace unos cuantos años, lo recuerdo con suma claridad pues mi mujer me lo recuerda con mucha frecuencia
Margaret y yo hacia unos meses que nos habiamos casado en Inglaterra, ella es britanica y yo español, la verdad que mi mujer era y sigue siendo muy atractiva, tenia por entonces 27 años, unas enormes tetas naturales y en culo que obliga a los hombres darse la vuelta para mirarlo, ella lo sabia y disfrutaba del hecho, a mi me enojaba al principio y de hecho he tenido algun altercado con algun exaltado, luego ya no preocupe y al final comence a disfrutar
En el taller donde trabajaba teniamos una buena relacion entre los compañeros y en muchas ocasiones nos reuniamos con las familias para celebrar cualquier evento social, por consiguiente todos conocian a mi mujer y yo alas del resto, no pasaba dia que en el trabajo no me hacieran comentarios referentes a las buenas tetas que tenia mi mujer o al buen culazo, en muy especial los chicos jovenes, yo no me preocupaba eran amigos y todo era en plan de broma
Habiamos finalizado un proyecto de una cierta envergadura en el trabajo, lo suficiente importante para que el jefe cerrada temprano el taller y nos invitada a todos ir al Pub
local tomar unas cervezas y comer algo, se hizo tarde algunos de los compañeros ya se habian ido, quedariamos 8, entre ellos tres de los jovenes
Me fui al servicio a descargar un poco la cerveza que habia tomado, cuando me di cuenta que tenia a mi alrededor los tres muchachos, fue Jhon el que se me aproxima y me dice ?Que te parece si te llevamos a casa y nos tiramos a tu mujer? la pregunta me pillo con la poya en la mano y bastante influenciado por el alcohol, Peter y Mark se quedaron en la puerta de los servicios por si tenian que salir corriendo
Yo algunas veces me imagine mi mujer follada por otro hombre y la verdad era que la idea me excitaba y en el estado que me encontraba no me dejaba evaluar las posibles consecuencias y sin pensarmelo mucho dije “OK, pero sin contar nada por ahi” por supuesto juraron y perjuraron que todo quedaria entre nosotros
Mark me conducio en mi coche a casa, los otros dos se reunirian con nosotros en breve,
Margaret contesto inmediatamente la llamada a la puerta, yo exageraba mi estado de embriaguez para justificar que otra persona me acercara a casa, “Menos mal que por una vez eres sensato” comento mi mujer aprobando mi accion, le dio las gracias a Mark como para despacharlo, “Cariño haznos un te, Mark a conducido mi coche y ahora vienen a recogerlo” lo comprendio y se fue hacia la cocina
Solo habia puesto la tetera al fuego cuando sono el timbre, era Jhon y Peter, “Deja cariño yo les abro” le digo
Nos encontramos los cinco tomando te, nadie se atrevia a decir una palabra, empezo mi mujer preguntando ?Bueno y como fue la comida? “Muy bien cariño, pero lo mejor viene ahora” ?Que quieres decir? pregunto sorprendida “Los chicos te quieren follar” Margaret se quedo muda y la primera palabra fue un insulto creo que me llamo “Cabron, como te atreves” se puso de pie con intencion de retirarse yo la alcance en el pasillo y la force regresar al salon, la tenia sujeta por los brazos en la espalda, la posicion hacia que los pechos le resaltaran mas
Margaret vestia una bata de casa muy fina, una camisa y falda larga, “Vamos Mark sacale las tetas de fuera” Tardo un poco en decidirse finalmente se acerco, mientras yo la sujetaba, el joven le abrio la bata de cama y comenzo a desabrocharle la camisa, Margaret gemia e insultaba, pero no ponia oposicion, cuando finalmente Mark le saco las tetas sobre el sujetador, incluso a mi me parecian mas grandes
Los otros dos miraban mientras Mark le comia los pezones a mi mujer, yo ya empalmado me frotaba contra su culo, se animo Peter y le saco la bata a Margaret, le alz? la falda y le echo mano al coño “La puta esta toda mojada” fue la exclamacion de Mark, le pedi a Jhon que la sujetara para yo poder contemplar con mas detalle lo que alli estaba pasando, Jhon ocupo mi lugar y yo me fui a sentar
Seguian con Margaret de pie, le habian sacado la falda, las bragas las tena en los muslos, mientras que uno le introducia los dedos en el coño, otro le sobaba las tetas y el tercero le manoseaba las enormes nalgas, mi mujer no ponia resistencia seguia lloriqueando y pedia que la dejaran, sin mucha convencion
La tumbaron con el vientre sobre el brazo del sofa, dejando aquel culazo expuesto, Jhon se habia sentado en el sofa delante de Margaret y la sujetaba por la cabeza apoyandola sobre sus piernas mientras le exprimia las tetas, yo no queria perder detalle y me puse de pie para ver como la iba penetrar Peter, este le saca las bragas y se coloca entre las piernas de Margaret obligandola a abrirlas, el coño peludo y mojado de mi mujer quedo bien a la vista al igual que el ano, yo tenia la poya en mis manos y me la estaba meneando
La penetracion fue lo mas excitante, era la primera vez que veia a mi mujer ser follada por otro hombre “Folla bien a la zorra, Mark” fueron las palabras que me salieron, por otro lado, Jhon se habia sacado la poya de fuera sin conseguir metersela en la boca a Margaret, solo se la frotaba en la cara y las tetas, de pronto me parecio ver que Margaret respondia a las embestidas de Mark y los gemidos ahora parecian que era de placer
Efectivamente mi mujer estaba disfrutando, poco a poco comenzo a moverse como una perra, Jhon habia conseguido introducir su polla en su boca y ella comenzo a mover la cabeza mientras le daba una buena mamada, Mark acelero su ritmo de mete y saca agarrandola fuertemente por la cadera, el orgasmo fue simultaneo mejor coordinacion imposible, Margaret ceso de mamarsela a Jhon para coger un poco de aire
En la posicion que se encontraba Margaret la quiere penetrar por el culo Peter, esta se queja de que esta incomoda, se limpia el coño a su propia falda y voluntariosamente se va a al comedor, mientras me pide que coja la vaselina, cuando me acerco con el pedido, mi mujer se esta besando con Peter como una verdadera puta, se coloca de bruces sobre la mesa, dejando el culo en pompa para que se lo penetre el joven
Me unto mi dedo de vaselina y se lo meto en el ano a mi mujer, asegurandome que queda bien lubricada, Peter con su enorme poya tiene dificultad en penetrar a Margaret por el culo, le sugiero que se unte su miembro con vaselina, vuelve a intentar, Margaret se queja de que le hace daño, en un ultimo intento Peter consigue introducir la cabeza del poyon y le sigue con el resto del capullo, Margaret chilla de dolor, parecia imposible que pudiese acomodar semejante trabuco en el culo de mi mujer, ella le pide que pare pero Peter esta demasiado excitado para entrar en razones
Peter se la corre en el culo, quedandose por un buen rato eyaculando toda su leche, cuando finalmente saca la poya del culo, esta sigue chorreando
Margaret se pone de pie dejando manar un rio de esperma entre sus muslos
Le pido a Margaret que se eche sobre la mesa panza arriba y les piernas colgando, “Tu turno Jhon, dale fuerte” Jhon coje las piernas de Margaret y se las coloca sobre sus hombros y la penetra de golpe, haciendo que ella suelte un grito de placer, yo le cojo la cara a mi mujer la acerco a un lateral de la mesa y se la meto en la boca, asi estuvimos un rato, las tetas de Margaret se mueven con el vaiven del mete y saca, invitandome a estrujarselas, las aprieto a lo maximo dejando las marcas de mis dedos, le pellizco los pezones, ella no reaciona al dolor
Margaret alcanza su segundo orgasmo, y al rato lo hace Jhon, al dejar Margaret de mamarla, me boy hacia su coño y la penetro sintiendo la esperma que Jhon le dejo, la corrida fue inmediata
Los tres cumplieron la promesa de no contar nada sobre la experiencia, a dos de ellos no les convenia pues ambos tenian novias a punto de casarse, y al tercero Peter el de la poya enorme, le pagamos el silencio follando a Margaret esporadicamente
Hubo una segunda ocasion que a peticion de mi mujer la follaron los tres
Un saludo Manolo y Margaret




Envía este relato erotico a tú amigo/a
Tu e-mail:
E-mail de tu amigo/a:
Recibir relato erotico en mi e-mail.    



 




 

Relatos eroticos verdes, relatos sexuales porno, relatos porno, relatos xxx, relatos gratis de sexo.
Historias verdes, historias eroticas, relatos gays, relatos pornos y hablados, relatos de incesto, relatos de sexo filial, cuentos eroticos, relatos cortos y muy sexuales, historias porno de jovencitos, relatos pornograficos, relatos de violaciones, relatos eroticos de travestis.