Inicio Envianos tu relato Top relatos Nuevos relatos Buscador Contacto

Tu cuenta

Registrese gratis
Categorias

Autosatisfaccion (92)
Azotes (20)
Confesiones (48)
Control mental (60)
Cybersexo (128)
Dominacion (443)
Embarazadas (85)
Enanas (3)
Erotismo amor (26)
Exhibicionismo (168)
Famosas (3)
Fantasias eroticas (161)
Fetichismo (154)
Flechazos (32)
Gays (294)
Heterosexual (918)
Incestos (377)
Infidelidad (297)
Intercambios (193)
Jovencitos (56)
Lesbianas (194)
Maduras (171)
Masturbacion (203)
No consentido (76)
Orgias (196)
Otros (49)
Primera vez (67)
Sadomasoquismo (193)
Sexo anal (26)
Sexo oral (8)
Transexuales (172)
Voyerismo (29)
Zoofilia (259)

Paginas amigas
Ok juegos
Bombilla
Que chistes

Estrenos online
Busco porno
Agregar web

Que fotos
Peliculas
Contactos personales
Porno busco
Emule porno
Chicas
Creidas
Juegos online
Peliculas cine
Series online
Peliculas cine

+ Añadir tu web

 
Suscríbase!
Reciba trucos gratis en su e-mail. Indique su e-mail y presione suscribirme.




Categoría: Transexuales
Valor de este relato: 4.31
Enviado por:


Valora este relato erotico


Muy bueno

Bueno

Medio

Malo

Muy malo

Asi me hice travesti
Tenia dieciseis años y al lado de mi casa se mudo una tia soltera de cuarenta y tres años. Como soy el menor de seis hermanos y la casa en que viviamos era muy pequeña para tantos, mis padres me mandaron a vivir con mi tia, total eran casas cercanas. Les contare sobre mi tia, era una mujer espectacular, no entendia como no estaba casada. Es alta, buen cuerpo, muy bien conservado y trabajado, su cara era muy agradable, sobre todo su conjunto era muy sexy. Ella me recibio muy bien, me dio un buen cuarto, con su cama grande y tenia un tocador con espejo y mesa de noche. Mi tia tenia un salon de belleza alli cerca, me hice amigo de mi tia y en las vacaciones le ayudaba en su local. Por las noches cenabamos juntos, ella llegaba cansada y se quitaba su vestido, se ponia una bata transparente que dejaba ver su ropa interior, siempre usaba ligueros o corsets. me enseño a quitarle el maquillaje antes de dormir, cosa que hacia con mucho agrado, ademas la ayudaba con su ropa interior, se la quitaba y doblaba con mucho cuidado, empece a cogerle gusto. Por las mañanas dormia hasta tarde y en cuanto se levantaba la ayudaba en su cuidado personal y arreglo.
Me empezo a enseñar a peinarla y pronto a maquillarla, le escogia su ropa interior y de vestir, la ayudaba a apuntarse sus corsets y medias de liguero me volvi tan fanatico que me encargaba de lavar todas sus prendas. Sentia que cada vez me gustaba tocarlas y sentir su suavidad. Poco a poco tenia mas confianza con mi tia, un dia le dije que queria aprender maquillaje de manera mas profesional, me dijo que le encantaba la idea, que me buscaria una buena academia y que me daria trabajo si queria en su salon de belleza.
asi fue, empece a ir con mas asiduidad al salon, comence a relacionarme con los empleados, eran cuatro, todos muy maricas, me cayeron bien, me empezaron a enseñar todos los trucos de maquillaje, peinado y arreglo de uñas, pronto empece a atender a mis primeras clientas, mi tia estaba feliz, me supervisaba mi trabajo y me daba muchos consejos.
Una noche en casa se me presento con un regalo, era una caja de maquillaje profesional, me emocione mucho, me insinuo que si queria aprender verdaderamente el maquillaje debia practicar por mi cuenta. No entendi muy bien el mensaje, ademas que no sabia si era que me permitiria maquillarme.
Cuando cumpli los diecisiete, me dijo que queria hacerme un regalo, que seria una sorpresa. Me llamo esa noche a su habitacion y me dijo que queria verme maquillada, que ella se encargaria de todo. Fue una emocion muy grande ella era toda una profesional y se que haria un gran trabajo. me desnude y me puso una de sus batas de seda negras. Poco a poco me fue aplicando todos aquellos productos que recien empezaba a conocer, base, labial, delineador, rimel, pestañina, mascara, polvos compactos, sombra para ojos. Me aplico pestañas postizas, en fin fue algo espectacular, a medida que me maquillaba me trataba como una chica, ademas que me iba explicando poco a poco cada paso y tecnica, la transformacion duro una hora, mas o menos, quede divina fue un cambio increible, ni siquiera me reconocia en el espejo. pense que alli todo terminaba, pero me equivoque, me puso una peluca, aretes y joyas, despues me puso uñas postizas y me las pinto de rojo fuego, paso al arreglo de uñas de los pies y despues fue lo mejor, me paso unas cajas de regalo que abri con mucha curiosidad, era un corset con portaligas, negro, medias de malla negras con vena, un par de zapatos negros con tacon puntilla, guantes negros de encaje, sin perder tiempo me puse toda aquella ropita que tanto admiraba y que ahora era mia. Finalmente me puse un vestido muy sexy negro con mucho encaje que tambien me regalo. Estaba totalmente transformada en una diosa, estaba feliz con mi tia, con el regalo y con migo misma. Mi tia me pidio que escogiera un nombre, sin pensarlo le dije que a partir de ese momento me llamaba Carolina. Despues de dar mis primeros pasos, sono el timbre de la puerta, mi tia abrio y para mi sorpresa eran mis compañeras de trabajo de la peluqueria, todas estaban divinamente transformadas, me trajeron regalos y torta para celebrar. Abri los regalos, maquillaje, ropa interior, zapatos, una cartera y unos senos postizos, que inmediatamente me puse, brindamos y partimos el ponque, era un cuadro hermoso, todas mis amigas, mi tia y yo Carolina. Pasado el alboroto mi tia bajo la luz y puso musica, nos quitamos los vestidos para quedar en ropa interior, mas comodas y sexys. Marina una de las chicas trajo un video que resulto muy sexy, lo que nos hizo calentar mas de lo que estabamos ya, Me gustabas todas mis amigas no tenia preferencia con ninguna, asi que todo fue muy sencillo para inciarme en el sexo. Mi tia me tenia guardada otra sorpresa. Un regalo mas que abri con curiosidad, que podria ser? Era un consolador de baterias, era inmenso y tenia muchas protuberancias, no sabia que decir, Flavia me tumbo en el sofa y lo engroso con vaselina, mi ojo de culo virgen iba a recibir semejante palo, pronto lo senti como me rompia y estalle en un grito de placer. No me lo queria sacar, su vibracion me puso a mil. Sin pensarlo le devolvi a Flavia el favor y me meti en mi boca su verga erecta, todas aplaudieron y se admiraron como lo hacia. Queria probar el semen y pronto Flavia se corrio en mi boca, mi tia filmaba la escena divertida, despues una a una paso su verga por mi boca y mi culo, estaba feliz, no queria parar, mi tia se amarro un consolador y me violo deliciosamente, al rato me vine en un chorro increible que recibio Marina en su boca y que me paso a mi boca con un beso profundo de lengua. Fue el dia mas feliz de mi vida, era libre para transvestirme cuando quisiera, maquillarme y tener mi propia ropa, tenia cinco amigas que compartian mi misma inclinacion, un trabajo que me permitia hacer lo que mas me gusta, maquillar y peinar ?que mas podia pedir? Era la felicidad completa, deliciosamente mariquiada y con mi tia complice...
Aqulla noche me gusto tanto el sabor a semen y las vergas penetrandome en mi culo, que estaba decidida a tener la mayor cantidad posible de ellas.
Tenia diecisiete recien cumplidos, pero con el maquillaje me veia mayor, salia todos los dias al salon con mi tia, me ponia algo de maquillaje y ropa interior, a mi tia le encantaba verme asi. Pronto aprendi a contonear mis caderas que gracias a una rutina de ejercicios cada vez era mas femenina. No he sido muy velluda, asi que fue muy facil ocultar cualquier vello delator.
Me empece a hacer notar en el vecindario, poco a poco empezaron a llegar al salon todo tipo de hombres enloquecidos con mi figura, mi tia y mis amigas me animaban para que aceptara sus devaneos. Me gusto mucho un muchacho de unos 23 años, me invito a su apartamento despues del trabajo, le dije que iria pero que transformada como Carolina. Era mi primera cita, me ayudaron en el salon de belleza con el maquillaje y la ropa, estaba muy nerviosa pues era mi primera salida transformada. tacones altos, minifalda y medias perfectamente depiladas, un maquillaje fuerte, asi me gusta y una tanga ropa brasilera que a cada paso me hacia rozar el ojo del culo. Recibi muchos piropos en el trayecto, no se si alguien noto que era un chico transformado, pero no me importo. Llegue al apartamento de mi cita, me recibio muy bien, quedo sorprendido con el cambio, pero le gusto. Era muy varonil su cuerpo, aunque gay, cosa que pude ver rapidamente en las paredes, pues estaban llenas de posters de chicos y revistas gay por todas partes. Me confeso que era la primera vez que estaba con un travesti, pero que se habia decidido por mi belleza, cosa que me halago mucho. Nos besamos profundamente, luego unas cuantas caricias y despues no resisti y me meti toda su ereccion en mi boca, me supo a gloria, era una pija muy grande y gruesa, con un sabor delicioso. Cambiamos a un 69 y le pedi que me chupara el culo, cosa que hizo con agrado, hice lo mismo y le meti ademas tres de dedos, sentia su culo por dentro e hice todo lo posible por llevar mi lengua a lo mas profundo de su ano, fue delicioso. saque mi consolador y le pedi que lo metiera por mi culo asi lo hizo mientras me seguia mamando mi verga erecta. Me sorprendio cuando me pidio que lo penetrara, aunque se confesaba activo, todo aquello lo hacia sentir curiosidad. Lo penetre suavemente, mientras mi culo era ocupado por el consolador, una y otra vez, cada vez mas fuerte hizo que casi me viniera, cosa que sucedio en su boca, la cual trago todo mi semen. Nos besamos largamente intercambiando fluidos. Me llego mi turno de ser penetrada ahora por una verga de carne. Mi macho estaba super erecto. me penetro con algo de violencia que me gusto mucho, le devolvi la atencion recibiendo su descarga de semen que pronto fue a parar a mi garganta profunda. lo bese para darle lo poco que habia dejado en mi boca. Hicimos el amor una y otra vez, hasta quedar agotados. Al rato me diverti un rato con el pasndole algo de maquillaje, me encanta maquillar, le gusto, asi que le puse mi ropita e intercambiamos roles. Estaba sorprendido, le gusto y me pidio que en proxima ocasion lo transvistiera, pero esa es otra historia que despues le cuento.
Carolina
cuper63@yahoo.com




Envía este relato erotico a tú amigo/a
Tu e-mail:
E-mail de tu amigo/a:
Recibir relato erotico en mi e-mail.    



 




 

Relatos eroticos verdes, relatos sexuales porno, relatos porno, relatos xxx, relatos gratis de sexo.
Historias verdes, historias eroticas, relatos gays, relatos pornos y hablados, relatos de incesto, relatos de sexo filial, cuentos eroticos, relatos cortos y muy sexuales, historias porno de jovencitos, relatos pornograficos, relatos de violaciones, relatos eroticos de travestis.